Martha Debayle y la Chafamedia

"Hablamos de todo", es el título de un programa radiofónico que describe de forma literal el síntoma de quien padece verborrea.El problema es la punta del iceberg de una serie de tropiezos y desatinos de una industria que muere, pero lo hará lentamente. Un intento desesperado por  equipos de producción, vendedores y creativos por competir con los mal llamados "medios convergentes" o "nuevos medios" que representan todo lo que se está dando aquí, en Internet.

Primero, los famosos talk shows que invitaban insistentemente a llamar a un teléfono, con la esperanza de que, con los siempre ominosos límites de tiempo, "pasaran el comentario al aire". Una especie de diálogo participativo extremadamente pobre y mal logrado que casi siempre culmina con el típico "se nos acabó el tiempo, tenemos muchos comentarios aún y trataremos de darles salida en la siguiente emisión/transmisión". Los medios tradicionales tienen el tiempo contado, de verdad, lo han tenido desde el principio. El límite de tiempo es generalizado en los medios tradicionales.

Uso el témino "tradicionales" y no "masivos" o "electrónicos" porque vivo en el siglo XX1, y no puedo comparar el supuesto "alcance masivo" o su nivel de uso de la "electrónica" en relación a la Internet. Me parece risible que todavía se refieran a dichas formas de comunicación uno-a-varios usando términos del siglo pasado. "Tradicionales" es más apegado a la realidad, casi como la tradición del "día de muertos" o la "danza de los viejitos", tradicionales, pues.

También esta la limitante de los conductores (o presentadores) que intentan ser "todólogos". Escogí a Martha Debayle precísamente para mostrar este punto: como comunicóloga es excelente empresaria. Martita es la fundadora y directora general de BBMundo, uno de los más exitosos sitios de Internet, de lo que hablaré en otra ocasión. Martha es una empresaria de éxito, pero también es la muestra de que la gente con éxito no necesariamente sabe de todo.

Martha es crédula e ingenua, lo mismo cree que poner los muebles de su casa en cierto orden de alguna manera le ayudará a ganar más dinero que en el que la puedan curar pasándole las manos por arriba del cuerpo. Martha le habla a las masas que se identifican con su falta de capacidad de raciocinio y que terminando de escucharla (o de verla, porque también sale en televisión) corren a contarle a sus amigas (y a veces incluso a sus amigos) que patologías graves de índole psicológico tienen su origen en el desorden de los chakras, ó que hay un nuevo libro que te puede ayudar a tener una mejor vida sexual si gritas encuerada todas las mañanas, ó que una lista interminable de obviedades harán que tomes una mejor decisión a la hora de elejir la escuela a la que mandarás a sufrir a tus vástagos.... y los ejemplos siguen y siguen ad-infinitum...

Es el caso de Diane Pérez, que siendo médico lee noticias, habla de finanzas y comenta de lo que de momento sea necesario. Desde su set imitación casita, Andrea Legarreta y una caterba de inútiles la gira de consejera matrimonial, albañil, contructura, mamá ejemplar y últimamente hasta te dice como limpiar mejor tu excusado y hasta va y toca a tu puerta para hacerlo.

Últimamente se han visto aparecer, con un cinismo increíble, programitas que llevan el concepto de "hablamos de todo" a límites verdaderamente exasperantes, inverosímiles, en los que los "invitados" aparecen en pequeñísimas "cápsulas" (yo no podía haber elegido una mejor palabra) cortísimas, en las que conductores como Javier Poza de OK! W incluso advierten: "tenemos muy poco tiempo, invitadita de mi vida, por favor, explícanos en 30 segundos porqué es importante que las mujeres estén pendientes de la probabilidad del cáncer de mama, porque después perenganito nos hablará del yoga". Y esto de intentar forzar tiempo contado para incluir más y más temas y tratar de hacer que se de un diálogo imposible con los receptores (recientemente mediante el uso del e-mail que nadie pela/contesta) solo los va haciendo más y más vacíos de contenido, acercando a nuevas hordas de consumidores a la Internet.

Todos estos ejemplos de intentos de los medios tradicionales por recuperar el mercado que cada vez pierden más frente a los avances del nuevo y amplísimo espectro que ofrece la red no hacen sino mostrar lo mal que está el proceso de toma de decisiones en las mesas directivas de estos negocios a la baja.

Mientras, Martita, vas bien diciéndole a los padres que hacer con sus bebés...

 

Comentarios formato anterior:

AMÉN. por nancy el miércoles 26 de septiembre de 2007

No había tenido oportunidad de entrar a leerte, me estoy actualizando.... hoy que estas en mi tierra, MONTERREY.... BIENVENIDO... DATE UN TIEMPITO PARA PASEAR X ACA!!!!!.... TE MANDO UN ABRAZO.

Cuidadito por Iram el jueves 11 de octubre de 2007

témino, caterba, contructura, elejir... Para ser un activista intelectual andas un poquito perdido ¿no crees? Mucho cuidado con la ortografía y no vale decir "en internet eso no cuenta". Porque además de chafamedia también hay chafanets. Por lo demás estoy de acuerdo con tu artículo.

wow¡¡ por Vanessa el domingo 28 de octubre de 2007

El contenido del comentario parece se izquierda, estoy deacuerdo con lo que mencionas acerca de que se trata de abarcar todo tipo de temas y dan muy poco tiempo para escucharlos a profundidad. También deberías criticar a TV azteca , tambien a proyecto 40 que pretende ser elitista. Y finalmente valoro la objetividad expuesta.Saludos, VM.

Distribuir contenido